¿Por qué no es recomendable ir al supermercado con hambre?

Neuro Ventas y Atención al Cliente

Seguramente te ha pasado que vas al supermercado con hambre y te provoca de todo, incluso comer cosas que usualmente no consumes, o te saltas la rigurosa lista que llevas y terminas metiendo en el carrito algunas «chucherías» o alimentos poco saludables.

Esto es más común de lo que creemos y nos ha ocurrido a todos alguna vez, veamos porque sucede. ⠀
⠀⠀
Cuando el ser humano está en presencia de comida es capaz de desencadenar en el organismo instintos incontrolables par alimentarse. Estos estímulos activan la sensación de tener hambre, por lo que el tener comida en frente genera un estado de motivación que controla la conducta, generado por nuestro instinto de supervivencia. ⠀

El instinto de supervivencia⠀

Durante largos períodos de escasez de alimentos, el cerebro humano está programado para «comer lo que sea» sin importar de que se trate, así sean estímulos desagradables o alimentos potencialmente peligrosos que en condiciones normales una persona no comería. ⠀

Es por esta razón que ante la sensación de hambre y por nuestra condición de supervivencia de la especie nuestro cerebro no logra discernir entre sí algo está bien o está mal y comemos lo que sea sin importar si afecta o no nuestra salud. ⠀

Sacarle provecho al hambre

Los supermercados y sus departamentos de mercadeo se han sabido aprovechar esto y es por eso que colocan puntos de degustación de ciertos productos para impulsar las ventas, ya que saben que cuando la persona tiene hambre no discierne entre sí está bien o no, simplemente le gusto y lo compro. ⠀

Así que cuando vayas a hacer mercado trata de comer algo antes, para que la tentación sea menor porque ya tu cerebro sabe que estás satisfecho y no hace falta garantizar nada.

¿Te Gustó? ¡Compártelo con tus amigos!